Dominios comprados por un periodo de tiempo muy corto (normalmente solo un año) que serán utilizados para propósitos ilegales o para mandar correo basura, hacerle spamming a los buscadores, o cualquier otro fin no ético o ilegitimo. Son desechables porque sus dueños esperan ser descubiertos dentro de un corto plazo. Están cometiendo actividades inescrupulosas con el dominio pero no les importa los riesgos. Saben que el dominio será penalizado y en ese momento comprarán otro dominio desechable para comenzar de nuevo.